Gonzalo Hidalgo Bayal. “Conversación”

Reseña publicada en la sección “Literatura” del suplemento dominical del Diario del AltoAragón, el domingo 29 de julio de 2012.

http://www.diariodelaltoaragon.es/SuplementosNoticiasDetalle.aspx?Sup=1&Id=759859

Neo-fábulas de Hidalgo

Si digo “literatura culta” seguramente alguno piense en el repelente niño Vicente. Pero yo estoy pensando en que dicen que utilizamos sólo una pequeña parte de nuestro cerebro y que desaprovechamos el resto. Y pienso en que de la misma manera utilizamos sólo una parte del lenguaje. Basta con hojear el diccionario. Hay cientos, seguramente miles de palabras que nunca hemos utilizado ni utilizaremos jamás. Por eso sorprende Gonzalo Hidalgo y su riqueza lingüística, porque en cada relato encontraremos multitud de palabras nuevas, tantas como para llenar con ellas la mitad de estas líneas. Pero sus relatos no son sólo un inventario de novedades; la narrativa de Hidalgo destaca por su precisión semántica, su exactitud, su arquitectura y su entraña. A eso me refiero si digo que la suya es “literatura culta”. Hidalgo nos sorprende y descubre mediocres y pobres en nuestra propia lengua y su vocabulario. Hidalgo es un narrador que escribe con inaudita precisión: “Se haga el trabajo que se haga, me dijo, hay que hacerlo con la misma precisión con que Spinoza pulía lentes. Le gustaba más usar el ejemplo de Spinoza con las lentes que el universal del relojero, porque en la elaboración de una lente, dijo, hay algo de arte, precisión de escultor ocular, mientras que en la relojería hay un principio mecánico de cierta obtusa peculiaridad”. La forma y el cómo.

Si digo “literatura filosófica” seguramente alguno piense en literatura pedante o aburrida. Y es posible que los relatos de Hidalgo no sean para todos los públicos; que sean difíciles de digerir porque requieren un esfuerzo intelectual. Así que los que contemplen al relato como un espectáculo de fuegos artificiales o un duelo de pistoleros del ingenio mejor que se abstengan. Y que conste que yo mismo, en general, soy más aficionado a ese género que a éste, pero no soy vegetariano estricto sino que procuro comer de todo. Y disfruto de mi condición de omnívoro. Porque a lo que me refiero cuando digo “literatura filosófica” es que Hidalgo no hace de la filosofía algo académico y tedioso sino que la hace argumento y trama del relato igual que Esopo lo hacía con sus fábulas. Hidalgo lleva la filosofía y sus funciones de exponer, razonar y reflexionar al planteamiento, nudo y desenlace de la narrativa; al escenario de la tertulia de un café, la barra de un bar o al interior de una habitación y una ventana indiscreta en un soliloquio enajenante y lúcido por momentos surrealista y plomizo.

Neo-fábulas, cuentos de Hidalgo que hablan del hombre y sus paradojas: “el fracaso del éxito o el éxito del fracaso”, “La más desdichada paradoja, a saber: que nunca se deja de ser lo que se ha sido y que siempre se es lo que nunca se ha llegado a ser”. Que recuperan el pensamiento presocrático: “la pasión y la vocación por encima del bienestar y el sustento” y plantean nuevas interpretaciones de lo ya establecido: “existo luego pienso”. Relatos que desde un lenguaje preciso y exquisito, cotidiano, misterioso y figurativo hablan a la contra de la jactancia, de la versión y sus dos caras, el azar y lo racional, el odio y la perversión del bien, la conjetura y la fantasía, lo real y lo teórico, lo comprensible y lo imposible de comprender.

Gonzalo Hidalgo Bayal. “Conversación”. 238 páginas. Tusquets Editores. Barcelona, 2011. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: